No solo las novias tienen que lidiar con su atuendo para el gran día. A veces saber cómo vestirse para una boda puede ser una tarea ardua para las invitadas (y los invitados también). Normalmente se recurren a atuendos formales para estas celebraciones pero ¿y si la ceremonia es de día? ¿y si es en la playa? ¿y si es en invierno? ¡¿las normas apelan para todos los tipos de boda?! Calma, que si conoces tus opciones, saber cómo vestirse para una boda ya no será tan complicado. Y justo de eso se trata este post.

Cómo vestirse para una boda

Hay pocas cosas más angustiosas que decidir qué ponerse para una boda. La vestimenta de los invitados a la boda puede ser complicada, especialmente si la invitación es vaga. Si has sido invitada a una boda y no estás segura que look usar, ten en cuenta que hay ciertas pautas a seguir según la hora del día de la ceremonia y la formalidad. Encontrar in look de invitada de boda a veces no es lo más sencillo, pero es muy importante.

Con simples consejos que traemos a continuación podrás descubrir cómo vestirse para una boda sin tantas complicaciones.

Lo básico

Como regla muy general, las mujeres usan vestidos y los hombres deben usar traje. Tu vestido de invitada de boda no debe ser blanco o tonos similares cómo margil (el traje de tu acompañante no debe ser negro). Sin embargo, si la invitación es más detallada y fija pautas como «atuendo de cóctel«, tendrás un aspecto mucho más específico que lograr.

En estos días, las mujeres tienen mucha libertad y casi innumerables opciones disponibles para la vestimenta de las invitadas a la boda.

De acuerdo a la hora de la ceremonia

El momento del dìa en que se realiza la boda también influye mucho en los atuendos. Para bodas durante el día, recuerda no usar negro o lentejuelas, ya que esos son colores y detalles que se reservan mejor para ocasiones nocturnas. El brillo te hará lucir demasiado elegante.

Incluso si asistes a la boda de una persona joven, sea familiar o amigo, recuerda cuántos invitados cercanos a la pareja son mayores, especialmente aquellos que pagaron por la boda. Por respeto a la ocasión y a los allegados a la pareja, se deben evitar los conjuntos o vestidos demasiado sexys, escotados, reveladores o con dobladillos altos.

Eso no quiere decir que no puedas lucir femenina y atractiva, solo sé razonable. Si tienes alguna duda, consulta con otros invitados, amigos o directamente con la pareja.

Cuando no se especifica el código de vestimenta

Si la invitación no da un código de vestimenta, usa tu instinto. Un vestido de cóctel, un pequeño vestido negro o incluso un mono largo funcionarán en cualquier lugar. Los zapatos de tacón alto o las sandalias también son siempre una buena apuesta. Tus zapatos tienen la capacidad de complementar tu look, así que elige un par de zapatos según la formalidad de tu vestido y lograrás el equilibrio adecuado.

No traigas un bolso grande a una boda. Lleva uno pequeño bolso de mano o una bandolera pequeña. Todo lo que necesitas traer son las llaves, una tarjeta de crédito e identificación, tu teléfono y lápiz labial, no se requiere bolso de gran tamaño.

No importa a qué hora del día o la vaguedad de una invitación, es seguro decir que los jeans o pantalones cortos nunca son apropiados. Esta es una ocasión especial y, a menudo, una ceremonia religiosa, así que muestra respeto por la pareja haciendo un poco de esfuerzo. El lugar, la hora del día y el carácter de los anfitriones deberían darte todas las pistas que necesitas para lucir fantástica y apropiada.

Cuando se especifica el código de vestimenta

Por otra parte, hay invitaciones que sí especifican el código de vestimenta para la boda.

Si dice «informal» y será de día procura usar un vestido de verano, falda y top o incluso pantalones (pero no jeans), y no se requieren tacones altos. Si es de noche, sugiere un vestido y permite mucha flexibilidad. Podrías usar un vestido largo y zapatos planos, o un pequeño vestido negro y tacones.

como vestirse para una boda

Ahora una boda «diurna semiformal» es sinónimo de un vestido de cóctel y tacones. En los meses de verano, un traje de color claro o de lino funcionará, pero elige una tela más gruesa para una boda de otoño o invierno. Para las bodas semiformales de noche, opta por trajes de dos piezas o faldas de corte medio, preferiblemente en tonos oscuros.

Ademas de respetar las normas de vestimenta, lo màs importante es tomar en cuenta con cuál opción te sientes más cómoda. Si te sientes bien brillarás más y podrás disfrutar de un grandioso día para ti y tu ser querido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here