Desde practicar tus mejores poses más sencillas en un espejo hasta lo que son las mejores y más estilizadas posiciones corporales. Aquí tenemos una practica guía con las formas más sencillas y practicas para asegurarte que te veas lo mejor posible en las fotos de tu boda.

Porque una de las preguntas más frecuentes de las futuras novias es: ¿cómo te aseguras de que te ves bien en todas tus fotos, y qué te garantiza que tu álbum de bodas es algo que te encantará por el resto de tu vida? En tu gran día, te fotografiarán desde todo tipo de ángulos. Desde montajes grupales hasta momentos espontáneos. Para ayudarte a verte lo mejor posible en cada foto de la boda, debes seguir estos cinco pasos para tener en cuenta. Lee, aprende y ¡Y se la novia más guapa sobre la Tierra!

Antes de la boda, practica frente al espejo

¡Sí, tal cual lo lees! Muchos alguna vez lo han hecho: pararse frente el espejo de su habitación y posar hasta conseguir la pose perfecta, como si estuvieses en una alfombra roja. Así es como encontrarás tus mejores ángulos, practica tu sonrisa y calcula el grado de inclinación de tu rostro o cuerpo que mejor trabaja para ti. Suena superficial pero es perfecto si te preocupa algo, si tratas de ocultar un detalle o resaltar una cualidad. También puedes encontrar qué lado de su rostro prefieres (la mayoría de las personas tiene un «perfil bueno») ¡solo practica!

Tu maquillaje tendrá que ser un poco más fuerte de lo habitual

No solo para que se vea impecable (y dure) todo el día, sino también porque la luz natural puede ser implacable y bastante dura, por lo que es posible que desees un poco de cobertura adicional. Además, las pestañas grandes y las cejas definidas se aprecian mejor en fotografías con o sin acercamiento ya que definen mejor los rasgos de tu rostro. Y no te olvides de tener en cuenta retoques de maquillaje o peinado a última hora.

No tengas miedo de posar

Porque si has estado practicando durante tanto tiempo ¡es momento de ponerlo en practica! Especialmente para las tomas de grupo. Cuando se trata de fotos en solitario, puedes recurrir a poses clásicas que funcionan en cada mujer, como la mano en la cadera o ambas manos en el ramo de flores; evita tener los brazos planos a los lados.

Para parecer más alta, inclina tu cuerpo de modo que no quede directamente sobre la lente de la cámara y trata de mantener un hombro ligeramente hacia delante. Para evitar un efecto de ‘mentón amplio’ o ‘mejillas prominentes’. Los mejores fotógrafos de bodas disparan desde más arriba del nivel de los ojos, recomendando que inclines la cabeza ligeramente hacia un lado.

¡A sonreír!

Tan simple como suena, una sonrisa realmente puede mejorar cualquier fotografía. Al momento de sonreír trata de no pensar demasiado en el proceso y sé tú misma. Tu felicidad se traducirá en las fotos más bonitas del mundo.

Disfruta el momento

Reír, sonreír y conversar con la gente. Las cámaras harán clic durante todo el día porque no todas las fotos serán planificadas. Así es que mientras estés con tu pareja, con amigos o familiares, olvídate de la cámara y sé tu misma. Porque recuerda que las imágenes naturales crean recuerdos asombrosos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here